Tomasena presenta «La caída de Cobra»

Por Edgar Velasco 

Guadalajara, Jalisco a 2 de junio de 2016.- El Cobra es alguien a quien definitivamente hay que temer. Su apodo no tiene nada qué ver con la reina de las serpientes, sino que es apenas una versión reducida de su oficio: es un cobrador, un ajustador de cuentas de La Bola, un grupo que mantiene el control de una penal mexicana que pudiera ser cualquiera. Además de infundir temor entre los presos, el ajustador tiene otro trabajo: es el protagonista de La caída de Cobra, debut literario de José Miguel Tomasena y que será presentada en Casa ITESO Clavigero.

Radicado en Barcelona desde hace un año, Tomasena fue editor de la revista Magis y académico en el ITESO.  Fue también reportero en el periódico Público y en 2013 ganó el Premio Nacional de Cuento San Luis Potosí. Y a lo largo de ocho años fue construyendo la historia de un prisionero que, de buenas a primeras, se convierte en una suerte de profeta dentro de la cárcel. En la construcción de la novela se aprecia un conocimiento del ambiente carcelario: la descripción de los escenarios, el habla de los presos y, sobre todo, la constatación de que el sistema penitenciario mexicano dejó de funcionar hace mucho tiempo. Y todo tiene una razón de ser: “[Hace 16 años] Trabajé como voluntario en el penal de Puente Grande. Entonces, aunque esta es una ficción, conozco bien el ambiente porque conversé con los internos, medio me enteré de los conflictos entre ellos, por ejemplo, por el acomodo dentro de las celdas. A partir de esta experiencia pude constatar que la prisión es un microcosmos que funciona para hablar del mundo entero”, detalla Tomasena.

La primera novela de José Miguel es breve y una de sus características principales es el manejo del ritmo. Esto, dice el escritor, tiene que ver con dos situaciones: “La primera, que no sé si es un defecto o una cuestión de estilo, es que soy muy compacto siempre, me cuesta acumular páginas. Quería una novela compacta, con agilidad en la trama y expresividad en el lenguaje. La otra es que me gustan las novelas cortas, los relatos, disfruto de la intensidad literaria del cuento”.

Uno de los temas que aborda la novela es el de las creencias, ya sea en los códigos que manejan los internos como aquellos relacionados con la fe. Tomasena explica que “es algo que está presente en el planteamiento de la novela. Cobra imparte justicia desde códigos en los que está convencido que está bien: el que cumple las reglas y actúa conforme se debe hacer, le va bien; el que rompe las reglas de la prisión, le va mal. Es la idea de la retribución y es algo que yo intentaba cuestionar: la crisis moral de un sistema con el que leemos muchísimas cosas, incluyendo lo que está pasando en México con las desapariciones y los asesinatos. A quien le pasa, es porque ‘en algo andaba’. Es un mecanismo retorcido con el que tratamos de justificar lo que pasa”.

La caída de Cobra tendrá su presentación el viernes 3 de junio, a las 19:00 horas, en la Casa ITESO Clavigero. Los comentarios correrán por cuenta de Antonio Ortuño. Luego de la presentación en Guadalajara, la novela también se presentará el martes 7 de junio en la Universidad Iberoamericana en la Ciudad de México.

Comentarios
Top